Ir al contenido principal

Herbert Asbury. Arrabal y malevaje

Borges, en “Historia universal de la infamia”, dedica un capítulo al libro de Herbert Asbury “Gangs of New York”, editado en 1927. El título es muy sugerente: “El proveedor de iniquidades Monk Eastman”. Está dedicado a uno de los gangsters más famosos  a fines del siglo XIX. Eastman, como todos los hampones de su tiempo (y tal vez de todas las épocas) tenia muchos contactos con el poder político. Tammany Hall, sede del Partido Demócrata en Nueva York, controló la ciudad desde mediados del siglo XIX hasta 1934 en que Fiorello Laguardia (hombre cercano a F.D. Roosevelt) fue elegido alcalde y disminuyó su poder.

Tammany Hall estuvo ligado a todos los grupos mafiosos que analiza Asbury. Incluso algunos de sus jefes como John Kelly, John Morrisey y Richard Croker tenían estrechos vínculos con las bandas. Los gangsters eran utilizados para la intimidación de los adversarios y para la manipulación de las votaciones. En esos días el núcleo duro del hampa estaba formado por irlandeses. 

Tammany Hall & 14th St. West. Irving Underhill. 1914. Library of Congress.
Monk Eastman (1875-1920), que llegó a comandar 1.200 hombres, tuvo como principal rival a Paul Kelly (Paolo Antonio Vaccarelli), de origen italiano. Ambos se enfrentaron el 17/09/1903 en la calle Rivington, fue una batalla armada que alarmó a las autoridades. Los políticos intentaron calmar a los mafiosos. Eastman, más torpe, no supo reaccionar a tiempo y su poder fue decayendo. Kelly, mucho más hábil, se terminó convirtiendo en el modelo de mafioso del futuro, con fuertes contactos con el poder político. 

"Monk" Eastman. Diciembre 1920. Library of Congress
Entre las bandas analizadas por Asbury se encontraban las italianas. La más famosa fue liderada por Ignazio Lupo (1877-1947), estaba asociada a la Mano Negra y a las sociedades secretas italianas. Su principal lugarteniente fue Joe (Giuseppe) Morello. Asbury relata que las investigaciones de William J. Flynn, “al frente del servicio secreto de Estados Unidos, pudo constatar sesenta asesinatos perpetrados por la banda de Lupo, incluido el asesinato del detective Joseph Petrosino en Palermo.”

Guiseppe ("Joe") Morello
El asunto Petrosino resulta extremadamente revelador de las conexiones de la Mafia a ambos lados del Atlántico. Joe Petrosino (1860-1909) fue el primer italoamericano que entró en la policía de Nueva York. Se convirtió en una leyenda por sus investigaciones sobre la Mano Negra y sobre los grupos anarquistas que lograron asesinar al presidente William McKinley en 1901. Theodore Roosevelt, vicepresidente con McKinley, y posteriormente presidente, apreció las habilidades de Petrosino. 

Detective Lt. Joseph Petrosino( izda.) , Inspector Carey and Inspector McCafferty escoltando al sicario de Morello Tomasso "the Ox"Petto. (segundo por izda.). 1903. Library of Congress
Petrosino, en sus investigaciones, logró detener en 1903 (acusado de asesinato) a Vito Cascio Ferro (1862-1942), un integrante de la Mano Negra, pero éste fue absuelto. Había huido de Sicilia, por sus actividades delictivas (mafiosas y anarquistas), llegando a Nueva York en 1901, donde se asoció a Joe Morello. Era el primer mafioso importante que lllegaba a la ciudad. En 1904 volvió a Sicilia, precisamente huyendo de Petrosino.

Rivington St. New York. 1909. Library of Congress
Más tarde, a raíz de la entrada en vigor de una ley que permitía la deportación de Estados Unidos de aquellos individuos de los que se lograra probar que habían cometido delitos antes de su llegada al país, Petrosino recibió el encargo de viajar a Sicilia para averiguar los orígenes y actividades de los mafiosos. Embarcó el 09/02/1909, en el transatlántico “Duca di Genova” rumbo a Italia. Llegó a Roma el 21 de febrero, se hospedó en el Hotel Inglaterra y se entrevistó con el Ministro del Interior Giolitti el 24. Salió de la ciudad el 27, pasó por Padua a saludar a su hermano Vincenzo, y llegó a Palermo el 28. Comenzó sus investigaciones, desconfiaba de la policía local, y realizó sus contactos sin tener en cuenta unas mínimas precauciones de seguridad. Además, su jefe, Theodore A. Bingham, había desvelado su visita para promocionar electoralmente su candidatura.

Le seguían dos sicarios de Joe Morello y, su principal enemigo, don Vito Cascio Ferro estaba plenamente al tanto de sus actividades. A última hora de la tarde del viernes 12 de marzo de 1909, en la Plaza Marina de Palermo, cuatro disparos acabaron con la vida de Joe Petrosino. Su muerte causó una conmoción en Estados Unidos. Repatriado su cadáver, cuando se celebraron los funerales, en Nueva York asistieron unas 200.000 personas.

Funeral Joseph Petrosino. New York. 04/09/1909. Library of Congress
Se intentó procesar a don Vito, considerado autor intelectual y material del asesinato de Petrosino. Sin embargo el juicio terminó con sentencias absolutorias. Muchos años más tarde, en 2014, una escucha telefónica de la policia anti-mafia italiana permitió conocer que el asesinato lo había llevado a cabo un tal Paolo Palazzotto por orden de Vito Cascio Ferro. Don Vito fue el gran organizador de la conexión siciliana con las mafias norteamericanas. 

Vito Cascio Ferro con su hijo Vituzzo. 1920
John Dickie, un historiador británico, publicó en 2004 “Cosa Nostra, Una historia de la Mafia Siciliana”. Se trata de uno de los mejores ensayos sobre la génesis y el desarrollo de la Mafia en Sicilia. Su lectura aclara muchos conceptos y malentendidos sobre la actividad mafiosa. Relata la caída de Don Vito y su detención en 1926 por el “prefecto de hierro” (nombrado por Mussolini) Cesare Mori. Fue condenado por una vieja acusación de asesinato, los jueces fascistas se tomaban “ciertas libertades”. Murió en la cárcel de Pozzuoli (Campania) en 1942, a causa de un bombardeo norteamericano. Extraño camino el de las venganzas.

Comentarios

Entradas populares de este blog

El galeón de Manila, los cacahuetes, la plata mexicana y la guerra del Opio

El 14 de septiembre de 1793, al atardecer, Lord Macartney se presentó, como embajador británico, ante el emperador de la China, el anciano y astuto emperador Quianlong (contaba 83 años y hacía 57 que reinaba en China). El embajador llevaba una capa de Caballero de la Orden del Baño sobre un traje de terciopelo morado moteado. Iba acompañado por Sir George Staunton, baronet, el cual lucía su manto escarlata de doctor de Derecho Civil por la Universidad de Oxford, su hijo de doce años y también llamado George formaba parte de la comitiva como paje.

Era un encuentro entre un imperio emergente y un imperio cesante. El emergente era el británico, dueño de la India y a punto de comenzar las guerras napoleónicas, de las que saldría prácticamente como potencia mundial única e indiscutida. El cesante el imperio chino que paradójicamente se encontraba en el cenit de su poderío.

China había tenido un crecimiento demográfico impresionante por una revolución agrícola que se produce en los siglos XVII…

La catedral de luz

El 25 de mayo de 1937 se abrió en París la Exposición Internacional. Se concedieron sendas medallas de oro a los pabellones de la Alemania nazi y de la Unión Soviética. El soviético había sido diseñado por Boris Iofan, que, derrotando al constructivista Melnikov, ganó el concurso de su país con un diseño academicista. Su oponente, en todos los sentidos, fue el pabellón alemán que, curiosamente, tenía una factura similar y fue diseñado por Albert Speer.

Albert Speer fue el arquitecto del nazismo. El niño mimado de Hitler, el cual, a su vez, se consideraba un artista frustrado. Speer ayudó decisivamente a construir el imaginario del imperio nazi. Lo hizo a través de sus diseños; sobre todo de los que realizó para los congresos anuales en Nuremberg. El arquitecto Luis Jesus Arizmendi. que elaboró un cuidadoso estudio sobre Speer (EUNSA, 1978), señaló que en dichos diseños aparece el rectángulo como receptáculo de masas.
En el  Congreso de 1935 Speer diseño una estructura luminiscente. En u…

Ortiz-Echagüe, Siroco en el Sahara

José Ortiz-Echagüe (1886-1980), fotógrafo, militar e ingeniero aeronáutico, hizo su primera foto a los 16 años, “Sermón en la aldea” (1903). El autor comentó que se trataba de una verdadera puesta en escena, todo estaba preparado; se realizó en la iglesia parroquial de Viguera, a 20 Km de Logroño, y exigió 10 minutos de exposición. Sin embargo esta preparación no resta un ápice a su potencia.
La técnica de positivado incluía el bicromato de potasa, asociado a goma arábiga y acuarela, para obtener una sustancia sensible a la luz que utilizaron profusamente los fotógrafos llamados pictorialistas (del inglés picture, imagen) a fines del siglo XIX y principios del siglo XX. Entre ellos Edward Steichen (1879-1973), que en la década de 1950 dirigió la sección de fotografía del MoMA de Nueva York.
Las fotografías obtenidas con la técnica descrita crean imágenes que, sin dejar de ser reales, tienen un indudable aire onírico, incluso irreal.
Hubo grandes discusiones sobre si el pictorialismo imp…

René Magritte, El imperio de las luces

Durante muchos años conviví con “El imperio de las luces” de René Magritte (obviamente una reproducción). Me fascinaba no saber si representaba un amanecer o un atardecer; su calculada ambigüedad resultaba chocante. Cada elemento luminoso del cuadro, la farola, el cielo, las ventanas, el reflejo en el agua, tenía entidad propia, es decir, no estaba interferido por los demás elementos. Creo que es el cuadro menos metafísico de Magritte y sin embargo, como en todos los demás, te puedes extraviar en el proceso de analizarlo.  La tensión de la pintura occidental (siglos XV a XX) se constituye mediante dos principios. El primero afirma la separación entre representación plástica y referencia lingüística; las imágenes muestran la semejanza y los textos la diferencia. El segundo principio se refiere al aspecto representativo de la semejanza: “Lo que véis es aquello” (el lazo que une a la imagen con lo representado). Michel Foucault expone esta tesis en su ensayo sobre René Magritte, “Esto no …

William Beckford - Fonthill Abbey

La relectura es un buen consejero. He releído un artículo de Manuel Ribas Piera que se publicó en la revista Arquitecturas Bis en noviembre de 1975 (número 10) y que realizaba un brillante análisis sobre los orígenes del neogótico y del romanticismo en el siglo XVIII.
El artículo nació de una visita de Ribas Piera a Strawberry Hill, la mansión creada por Horace Walpole, hijo del que fue el primer primer-ministro de Gran Bretaña, y que, además escribió un libro de terror "El castillo de Otranto" en 1764. Este libro contiene todos los detalles que caracterizarán a la novela gótica, castillo, cadenas ,mazmorras y criptas.
Luego el género evolucionará con M.G. Lewis (El Monje), alguna novela del Marqués de Sade y el Manuscrito encontrado en Zaragoza de Jan Potocki (ya de 1805). Este último recoge un conjunto, a veces deshilvanado, de aventuras en Sierra Morena de Alfonso van Worden, de las guardias valonas del Rey, que está repleto de intrigas, bellas moriscas, ahorcados, encierr…

Rutherford, el cocodrilo y el kiwi

El 7 de marzo de 1911 Ernest Rutherford, que había sido Premio Nobel de Química en 1908, leyó en la Sociedad literaria y filosófica de Manchester una comunicación mediante la que presentó su modelo de la estructura atómica: un núcleo, pequeño, masivo y cargado positivamente, con electrones en órbita a su alrededor.
El modelo había sido diseñado partiendo de las reglas de la mecánica newtoniana clásica. Tal vez fue el último momento en que se pudo identificar la estructura subatómica sin recurrir a la complicada mecánica cuántica. Niels Bohr, en 1913, refinó el modelo aplicando ideas de cuantización (utilización de los mínimos valores de las magnitudes y sus variaciones).
Rutherford dirigió la cátedra Cavendish de física experimental en Cambridge desde 1919 hasta su muerte en 1937. Se le concedió un título de nobleza en 1930, Lord Rutherford of Nelson (había nacido en Nueva Zelanda); y escogió como leyenda de su blasón: “Primordia quaerere rerum“ (Buscar la naturaleza de las cosas). Su e…

Dorothea Lange vs Marion Post Wolcott

En la década de 1930, en el Estados Unidos devastado por la Depresión de 1929. se creó laFarm Security Administration (FSA), con la finalidad de trabajar en el reasentamiento de granjeros indigentes reconvertidos en jornaleros; cerca de un millón de personas. Para documentar lo que estaba ocurriendo se encargó a un conjunto de fotógrafos que efectuaran reportajes sobre lo que sucedía.
Dorothea Lange (1895-1965) fue uno de esos fotógrafos.
Su visión fue muy dura, retrató la miseria y, sobre todo, la desesperanza;sus imágenes muestran la sorpresa de los que, habiendo creído en un futuro razonable, habían sido arrojados del paraíso.
El cine mostró imágenes similares, o más duras,en la película "Las uvas de la ira" (1940), de John Ford basada en la novela homónima de John Steinbeck.
Marion Post Wolcott (1910-1990), que también trabajó para FSA
Retrató un mundo diferente, con un aire optimista.

El mismo aire que impregnaba las películas de Frank Capra, como en Sucedió una noche (1934)…

Schmandt-Besserat, contando ovejas

Denise Schmandt-Besserat, arqueóloga, en un artículo publicado en noviembre de 1978 por Investigación y Ciencia, describía como se gestó la invención de la escritura. Apuntó hipótesis nuevas que cambiaron completamente las ideas que hasta entonces habían prevalecido.
Las excavaciones en Uruk, por alemanes en 1929 y 1930, así como en Nuzi (Irak), por norteamericanos también en los años 1920, revelaron la existencia de tablillas de arcilla cocida huecas, en forma de huevo, a las que Pierre Amiet, llamó en latín “bulla”. La antigüedad de estas bullae se remontaría al 6.000 A.C. Su finalidad era contener pellas de arcilla cocida modeladas en diversas formas geométricas: esferas, cilindros, conos y tetraedros.
Schmandt Besserat descubrió que en todo Oriente Medio, desde Turquía a Pakistan y desde el Cáucaso hasta Jartum, se encontraron esas piezas de arcilla, que llamó “token” (símbolo). Se dataron desde el 9.000 A.C. y su aparición coincidiría con la transición de las culturas de pastores …