Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de enero, 2018

La mano invisible

La Historia, el análisis histórico, siempre transita dialécticamente de lo general a lo particular y de lo particular a lo general. Este vaivén ha propiciado en el mundo moderno, a partir de la Revolución Francesa, la existencia de dos corrientes claramente diferenciadas: la que examinaba la vida cotidiana e infería movimientos globales y la que identificaba flujos generales y contrastaba sus conclusiones con los hechos. Por ejemplo, en el ámbito alemán, hay dos autores que defienden cada una de las dos corrientes. Ludwig Friedländer (1824-1909), con su monumental “Historia de las costumbres de Roma, desde Augusto hasta los Antoninos” analiza la vida cotidiana y prefigura los métodos que, más tarde, utilizará la Escuela de los Annales francesa que culmina en los libros de Georges Duby (1919-1996), como  “Guillermo el Mariscal“ y su dirección de “Historia de la vida privada“. El oponente alemán de Friedländer sería Theodor Mommsen (1817-1903) con su “Historia de Roma” con un análisis más…

Connie Willis, relatividad perceptiva

Connie Willis es una muy buena escritora de ciencia ficción. También es una estupenda escritora en general. Una de sus novelas, “El Apagón“, trata de historiadores de Oxford, en 2160, que realizan viajes al pasado; en concreto al Londres de 1940, bombardeado por los alemanes, el “blitz”. Esta novela continúa en “Cese de Alerta”; ambas constituyen una puesta en escena  que recrea de forma impecable la vida cotidiana en la Gran Bretaña asediada durante la II Guerra Mundial. Lo hace con una documentación exhaustiva y con una construcción de personajes creíbles que permiten sumergirse en el pasado. Una de las cuestiones más interesantes que proporciona el libro es la comprensión de la mirada sobre la época narrada; por ejemplo, se trata de un mundo en el que todavía no hay antibióticos. Ello provoca constantes temores de los protagonistas ante su indefensión por algo tan común como un resfriado. Estamos hablando de percepción. Las cosas conocidas no requieren de nosotros ni un momento de a…